Cuento Mis Fotos. Con la tecnología de Blogger.

Perú, Cusco - Valle Sagrado

by - julio 08, 2015


Viaje a Perú, Cusco - Día 2 Valle Sagrado (parte 2/4)

Este día realizamos el Tour al Valle Sagrado y nos pasaban a buscar a las 7:30Am así que nos despertamos muy temprano. 
Debíamos llevar nuevamente nuestro Boleto Turístico del Cusco para el ingreso a los recintos.
Hacía mucho frío en la mañana, así que salimos abrigadas por capas como nos habían dicho.

Tuvimos que encontrarnos en un punto cercano a nuestro Hostal porque los Buses de alto peso no son permitidos en el centro de la ciudad.

Nuestra guía se llamaba Isabel, su trabajo fue realmente excelente, es lejos una de las mejores guías turísticas que he conocido. Sabía muchísimo sobre todos los temas arqueológicos y lo mejor de todo es que los explicaba de una manera muy entretenida. Incluso nos imaginábamos toda una novela dramática cuando nos contó la historia de la Chasca hija del Inca Pachacutec.



Desde un comienzo, Isabel nuestra guía nos dijo que no podíamos excedernos en los tiempos ya que a cierta hora habían pasajeros que debían estar en la estación de trenes y que no continuarían con el tour. Además nos advirtió, de muy buena forma, que los atrasados tendrían que pagar penitencia cantando, cosa que todos encontramos demasiado gracioso y que nadie le creyó.
La primera parada que hicimos fue camino a Pisaq en donde desde la altura pudimos apreciar la inmensidad del Valle, como increíblemente se encontraban las terrazas centenarias a altas alturas en las montañas. Además tuvimos la demostración de los tipos de granos que los Incas cultivaban y gracias a su visión jamás tuvieron falta de comida, lo que era realmente admirable.


Al bajarnos del bus la vista era maravillosa, al fondo podíamos apreciar las montañas nevadas.
Hacía muchísimo frío y el viento era helado, pero el Sol quemaba muchísimo. Me habían dicho que el clima en Cusco es realmente extraño y lo estaba comprobando por 2do día consecutivo.

Las aves cantaban muy fuerte y los grillos (si es que eran grillos y no otro tipo de insecto) también emitían sonidos muy bonitos que se apreciaban en la naturaleza.


La segunda parada la hicimos en el Mercado Artesanal de Pisaq, en donde por ser aún muy temprano, no estaban todos los puestos artesanales abiertos. Los precios eran muy convenientes, pero a pesar de todo debíamos regatear ya que a veces los valores eran subidos excesivamente. En ninguna parte vi que tuvieran expuestos precios fijos.


Al salir del Mercado se nos perdió nuestra amiga que se había quedado pegada comprando recuerdos, yo insistí en ir a buscarla pero la guía evitó que más personas llegasen atrasadas.
Por mientras nos acercamos a estas lindas llamas vestidas con ropas locales muy monas.
Jamás voy a estar de acuerdo con el maltrato animal, lo único que me quedaba por esperar que a pesar de la vestimenta trataran bien a estos animales.


Afortunadamente nuestra amiga apareció e Isabel le dijo que tendría que cantar, todos nos reímos porque encontramos que la "broma" era graciosa. Luego aparecieron otros turistas más atrasados que nuestra amiga, así que pensamos que se olvidarían de esto, pero no podía estar más equivocada.
Como media hora más tarde y luego de subir un camino con muchas curvas con encontramos en el Centro Arqueológico de Pisaq, en donde nos explicaron su importancia y por cual camino subían los Incas cargados con comida. Cuales eran sus "aduanas" y por que tipo de puertas podían entrar solo la Nobleza.

En Pisaq, corría mucho viento, pero el calor del Sol se hacía insoportable. Era necesario usar algún tipo de gorro, lentes de sol y bloqueador.
Es realmente impresionante ver la pequeña ciudad en la cima de la montaña, el color de la roca es distinto a las de otros recintos sagrados para ellos, las construcciones son una mezcla entre rústico y fino. Se aprecian las diferentes Terrazas, aquí eran  semi circulares y desde lejos parecieran que tuvieran poca altura pero son muy altas y perfecta a la vista.





A la salida de cada recinto arqueológico habían personas locales vendiendo cuanta artesanía podía haber. Me daba cosas tener que decirles a todos "no quiero, muchas gracias" cuando te ponían cara de pena y muchas veces te bajaban tanto el precio de sus productos que te salían persiguiendo hasta la entrada del bus para que le hicieras alguna compra.

En este punto opté por ni siquiera mirarlos para no sentirme culpable y no darle esperanzas a ellos.

Luego de esto, en el centro visitamos un taller de una joyería. En donde nos dieron una charla sobre los trabajos en Plata de Perú y su pureza. También los distintos tipos de piedra con las que ellos usualmente trabajan. Estuvimos un largo rato admirando sus trabajos y aprovechando de comprar algunas joyas.

De aquí partimos hacia Urubamba, en donde almorzaríamos en un precioso restaurante Buffet llamado Tunupa , estaba incluído en el tour.
Camino a nuestro almuerzo Isabel hizo pagar penitencia a todos aquellos que no habían llegado a la hora especificada y tuvimos que cantar "La Joya del Pacifico" para acompañar a nuestra amiga.  
5 personas más pagaron su penitencia (suecos, brasileros, argentinos, peruanos y nosotras las chilenas) y la verdad es que el ambiente en el bus era tan grato que todos lo pasamos increíble. Nadie sintió vergüenza. Cantamos Los Pollitos dicen gracias al amigo sueco que llegó tarde

El Buffet era extenso, la comida muy rica, y el recinto era precioso, sus jardines llenos de flores y con estatuas doradas y guacamayos. Este bordeaba el Río Urubamba y tenía como atracción 2 llamas que pastaban en el jardín. Además tenían una banda de Músicos locales que tocaban de todo y no solo música Andina. Escuché canciones de The Beatles. 
Almorzamos en la terraza, junto a un grupo de amistosos argentinos. Luego volvió a hacer frío así que nos abrigamos a la brevedad.



La verdad es que no se cuanto habremos tardado en llegar hasta el Pueblo de Ollantaytambo. Aquí varios acompañantes del tour se bajaron y fueron a tomar el tren rumbo a Aguas Calientes, mientras que el resto seguía con el Tour.

Camino a Ollantaytambo nos encontramos con varios atractivos, entre ellos las Estatuas en veneración al Cuyi  y al Puma. Además de otros Símbolos Incas.




Al llegar a Ollantaytambo nos encontramos con este Centro Arqueológico ubicado en esta inmensa Montaña. Muy distinto a lo que habíamos visto en Pisaq anteriormente.
Era muy común ver estos carritos que eran usados como taxis.



En un comienzo creo que todos pensamos en cómo subiríamos todo eso ya que la altura de Ollantaytambo es inmensa.


Honestamente fue aquí en donde mi teoría se hacía cierta, que estas construcciones no fueron hechas completamente por humanos y hubo influencia extraterrestre.


Como dije anteriormente, amo la Arqueología y todo lo que tenga que ver con Arte e Historia pero a pesar de las charlas y relatos de guías de turismo, creo que aquí hubo ayuda de seres de otros planetas para construir esto.
La construcción es demasiado perfecta, los cortes en la roca son perfectos y según los relatos, ellos trajeron ciertas rocas gigantes desde kilómetros de distancia ( pero no conocían la rueda) cosa que encuentro MUY poco probable que hayan podido arrastrarla con otros medios.

Si no les parece lo que digo, respeto su opinión, esta es solo la mía y seguiré manteniéndola.


La subida se hace bastante pesada, me imagino que incluso para los Incas también fue así ya que en el camino habían varios tramos para descanso.  Hay que subir con mucha cautela porque los peldaños son irregulares. Y no se baja por el mismo lugar en que se sube. Hay todo un circuito indicado para seguir.

Desde la cima la vista es maravillosa, el pueblo de Ollantaytambo se ve tan pequeño y en las montañas que se encuentran al frente pueden apreciarse las construcciones que ellos utilizaban para el almacenamiento de los granos. Además el rostro tallado en la roca por donde sale el Sol.




Increíblemente habían ciertas protuberancias sobre las rocas que usaban como calendario para saber en que épocas debían cultivar y en cuales cosechar.

Los Incas se llevaron mi mayor admiración gracias a sus inventos para levar a cabo sus cálculos.






Al salir del recinto se pasa por una feria artesanal en la cual se nos acercó un niñito que no tenía más de 5 años, le habló en Quechua a nuestra guía y ella tradujo el mensaje del niño el cual le pedía que ella lo hiciera cantar para que nosotros le diéramos propina.
La guía le dijo que no podía y seguimos nuestro camino, no sin antes tomarle una foto al niño para comentar sobre este acontecimiento.
Personalmente esta situación colmó mis paciencia. Me dio rabia ver como los padres desconsiderados de esta criatura lo mandaban a "trabajar" para generar dinero y darle esa responsabilidad cuando son ELLOS los que tienen que proveer para la mantención y bienestar de sus hijos. Vi a la madre de este niño y estaba sentada en una silla viendo TV y la miré con rabia.
Mi madre sintió pena, quiso darle dinero pero yo le dije que no lo hiciera porque eso era acostumbrar a los Padres a abusar de sus hijos y seguimos adelante.
Nada le costaba a la madre de este niñito ponerse ella a cantar en quechua y recibir propinas de todos los turistas presentes. Situaciones injustas como esta realmente terminan con mi paciencia.
La esclavitud, abuso y trabajo infantil no deberían existir!

De todo corazón, espero que si algún día alguien lee esto y se encuentra con el mismo niño en Ollantaytambo mantenga una actitud parecida a la mía. Ya que es justificar que la gente abuse de niños niños y su madre  sentada viendo tv.


Pasado ese amargo episodio nos fuimos a Chincheros, otro centro Arqueológico que queda a más de 4000msnm camino al Cusco.
Llegamos y la altura se nos hizo notar, tratamos de caminar lo más lento posible ya que la falta de oxígeno era evidente.
Afortunadamente llegamos a la hora en que el Sol nos regalaba un hermoso atardecer.
Visitamos la Iglesia de Chincheros en donde esta prohibido sacar fotos pero no entiendo por qué si todos los fines de semana realizan misas, casamientos y sacan ciento de fotos con flash dentro del recinto. Creo que realmente limitan al turista.
 La iglesia es bonita por dentro pero muy helada.
Es antigua, se nota un trabajo muy interesante de pintura en donde cada "pabellón" tiene colores diferentes.




Aquí nos dirigimos a las terrazas cercanas, tuve que sacar las fotos sin flash y salieron movidas porque no podían apreciarse por la falta de luz.

Se nota claramente que los Incas construían sus terrazas dependiendo de la forma del lugar y durante este día vimos terrazas en forma circulares, de zigzag y rectas.

Afortunadamente Isabel nos indicó una roca en la cercanía en donde se apreciaba un tipo de Cueva y Cripta como la del día anterior. Ella respetuosamente nos dijo que NO nos llevaría ahí porque no era un lugar agradable y además las vibras eran malas. Agradecí profundamente su respeto hacía todos aquellos que fueron sacrificados con motivos religiosos. No como el guía del día anterior que nos contó después que rituales se realizaban dentro de la Cripta una vez que estaba todo el grupo dentro.

Finalmente la última parada que tuvimos fue a este taller textil en donde mujeres locales nos mostraban las manera de teñir, cómo curtían la lana y de la manera en que trabajaban cada material.
Me encanta como manejaban técnicas textiles de teñido con materiales naturales.
A Pesar que estaba una niñita participando en la demostración la manera en que era tratada era muy diferente al niñito con pena de Ollantaytambo.
La niñita disfrutaba de mostrar y se sentía orgullosa de las técnicas y cultura. Me acordé como era yo cuando pequeña y me gustaba cocinar o coser junto a mis familiares.

Las señoras nos ofrecieron un té de Muña para el frío y mal de altura.
Hacía tanto frío que se sentía realmente bien poder tomar un té caliente.
La Muña es muy parecida a la Menta y su infusión es muy rica. Es Broncodilatador y dicen que también tiene efecto antibiótico.


Más tarde, como a las 8:30pm ese día, volvimos al Cusco en donde fuimos rápidamente a cenar a la Trattoria de Alonso cerca de la Plaza de Armas. Pedimos distintos tipos de Pizza para compartir y luego probé un Pisco Sour.


Nos fuimos al Hostal a la brevedad ya que al día siguiente a las 2:30am nos pasarían a buscar para ir a Machu Picchu.

Me encanta leer sus historias, por eso te invito a dejarme comentarios en la casilla de Disqus un poco más abajo de esta entrada.


Si quieres ver más fotos  de mi viaje a Perú visita mi Instagram

Video de Perú en mi Canal de Youtube



#Perú #ValleSagrado #Incas #NOesPromoción #SolounaRecomendación #ConsejosdeViajes #travel
#Pisaq #urubamba #Ollantaytambo #SacredValley #Inkas #Chincheros

You May Also Like

0 Comments

CONTACTO:
Si quieres utilizar alguna imagen o establecer convenio publicitario envíame un correo a: contactocuentomisfotos@gmail.com

Todas las opiniones expresadas en este blog son de mi absoluta responsabilidad.
Se reservan los derechos de autor. ©